CINCUENTA DINÁMICAS para la comunicación en grupos

1360
0
Comparte:
Cincuenta dinamicas

CINCUENTA DINÁMICAS para la comunicación en grupos escrito por Alfonso Barreto y editado por Paulinas, Madrid 2004; páginas 128.

¿Por qué hacer dinámicas? En todo tipo de instituciones y organizaciones se ha visto la necesidad de detenerse, de hacer incisos en los procesos cotidianos de interacción, cuando se habla de preparación y formación. Las dinámicas recuperan el buen clima de un grupo, ofrecen posibilidades de interacción diferentes a la cotidianidad en la que se ven inmersos los mismos participantes o estudiantes. En ellas puede ocurrir lo que en la vida diaria no se puede experimentar.

Autor

Alfonso Barreto es psicólogo y terapeuta, con especialización en Aprendizaje Escolar y sus Dificultades. Dedicado hace 16 años a la educación de niños, jóvenes y adultos, en distintas instituciones educativas (colegios, universidades, fundaciones). Vive en Bogotá, Colombia, también cultiva el cuento y la fábula como estrategia pedagógica y de renovación para con sus lectores. Comprometido con la formación de la familia, el cambio y la mejora individual, participa en proyectos formativos de tipo social, la prevención en riesgo psicosocial y la capacitación a nivel empresarial.

Cincuenta Dinámicas

Las dinámicas de grupo son una serie de ideas claras, con ciertas reglas de juego bastante definidas, expuestas o planteadas a un grupo de personas (estudiantes, empleados o participantes) para que las realicen. De ahí que las posibilidades sean infinitas, puesto que en las dinámicas cada persona y cada grupo le da un tinte o matiz especial.

Hacemos una dinámica para romper con la rutina, para unirnos, conocernos, reducir los niveles de estrés; manifestar la imaginación o la creatividad. Competir de una forma sana y diferente, divertirnos, atribuirnos algo, imaginar, reflexionar, consolidar procesos formativos… Las hacemos porque las necesitamos en nuestros grupos y en las relaciones interpersonales.

Comunicación en grupos

El mundo de la interacción grupal es cotidiano y se manifiesta desde todos los ámbitos. El proceso de grupo pretende que las relaciones interpersonales entre los miembros de un grupo de personas puedan darse en las mejores condiciones posibles o bajo parámetros aceptables de interrelación para que los objetivos comunes establecidos tengan un mejor clima o ambiente para su consecución.

Cuando se logra un buen clima y una adecuada ambientación, los procesos grupales consiguen una mayor efectividad. Porque así los individuos alcanzan lazos más afectivos o comprometidos con el grupo al que pertenecen; lo cual redunda en un conocimiento interpersonal más cercano y una mayor motivación para conseguir las metas comunes.

Dentro de los grupos se genera la necesidad de un animador, de una localización lo más adecuada posible para la integración. La preparación rigurosa del docente (en el caso de las materias) o de un líder que dirija el proceso que involucra a la comunidad. Y también es importante lo lúdico, pues  proporciona a los grupos nuevas percepciones de lo existente.

Trabajar en grupos

En este libro se ofrece un material interesante que puede ser trabajado con grupos a partir de los doce años:

  • Dinámicas donde se reflexiona en el ámbito personal y grupal.
  •  Actividades o Dinámicas de afinidad.
  • «lúdicas de grupo».
  • «anónimas».
  • Dinámicas de interacción grupal, percepción interpersonal y esfuerzo individual.

Comprar

Comparte:

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar